Mantener una dieta equilibrada es importante en todas las etapas de la vida, sobre todo cuando llegamos a la tercera edad. Cabe mencionar que cerca del 25% de los adultos mayores, tanto en Chile como en el resto del mundo, sufren de una mala nutrición debido a múltiples causas. Mantener hábitos alimenticios saludables efectivamente ayuda a prevenir enfermedades crónicas tales como la diabetes y las enfermedades al corazón. Para los adultos mayores siempre se recomendará una alimentación la cual sea rica en nutrientes y a su vez baja en calorías, sodio, azúcares procesadas y grasas saturadas. Lo anterior es especialmente relevante para personas con problemas de salud crónicos, tales como la diabetes, la presión arterial alta, el colesterol alto y la osteoporosis.

 

Cuidadora de adulto mayor

A medida que envejecemos, los requerimientos nutricionales y los hábitos alimenticios suelen cambiar ligeramente. Sin embargo, mantener una dieta balanceada a través del tiempo es de gran importancia. A continuación usted podrá encontrar algunos consejos los cuales ayudarán a las personas mayores a mantener una dieta saludable. 

 

Elija alimentos ricos en nutrientes

A medida que las personas envejecen suele existir una leve disminución en la ingesta calórica. Sin embargo, las necesidades nutricionales del cuerpo se mantendrán iguales o incluso aumentarán. Es muy importante seleccionar alimentos con alto contenido de nutrientes para obtener las vitaminas, minerales, proteínas, carbohidratos y grasas que el cuerpo necesita para sentirnos vigorosos.

 

Le invitamos a priorizar una dieta en base a alimentos ricos en nutrientes tales como:

 

  • Frutas y vegetales
  • Legumbres tales como porotos y lentejas
  • Almendras, nueces y otros frutos secos
  • Granos enteros
  • Productos lácteos bajos en grasa o sin grasa
  • Proteínas magras (pescado, pollo, pavo, carne molida de vacuno)

 

Nuestra sugerencia es que los adultos mayores se abstengan lo más posible de ingerir bebidas gaseosas, postres y alimentos fritos, dejándolos sólo para ocasiones especiales. Estas opciones no saludables son altas en calorías y bajas en nutrientes. Mientras compra sus alimentos, también es recomendable leer las etiquetas de información nutricional.

 

 

Opte por comidas preparadas más saludables

Muchos adultos mayores confían en los “comidas preparadas” con mayor frecuencia a medida que envejecen. Esto debido a la mayor comidad al momento de preparar los alimento. Lo mejor es mantenerse alejado de restaurants de comida rápida y elegir las opciones más saludables para las comidas en el hogar. Pruebe estas opciones de alimentos fáciles de preparar las cuales a su vez son nutritivas:

 

  • Vegetales congelados
  • Fruta congelada sin endulzar
  • Pavo o pollo precocinado (a la parrilla)
  • Alimentos enlatados bajos en sodio
  • Mezclas de ensalada preparadas (en bolsas)
  • Mezclas de vegetales al vapor (congeladas, en bolsas)
  • Harina de avena integral instantánea

 

Recomendamos siempre leer el etiquetado de los alimentos cuidadosamente y evitar productos que contengan altos niveles de sodio, endulzantes y colorantes artificiales, así como alimentos que contengan altos índices de grasas saturadas.

 

Beba agua a menudo

Es importante mantenerse hidratado bebiendo agua regularmente. Esto es de alta relevancia para el caso de los adultos mayores cuando suelen ingierir medicamentos en forma frecuentemente. La recomendación es intentar beber al menos ocho vasos de agua por día. También es posible obtener una adecuada hidratación al consumir alimentos con alto contenido de agua, tales como:

 

  • Apio
  • Tomates
  • Pepino
  • Lechuga iceberg
  • Coliflor
  • Pimientos verdes
  • Sandía
  • Zanahorias

 

En relación a la hidratación también es importante destacar los cambios que se producen en el sistema digestivo con la edad. A medida el cuerpo envejece se producen cada vez menos líquidos de los que necesita para procesar los alimentos en el sistema digestivo. Estos cambios pueden hacer que le sea más difícil a su cuerpo absorber los nutrientes que se necesitan.

 

Cuando sea posible, coma junto a sus amistades y familiares

A medida que transcurren los años, muchas personas mayores se encuentran comiendo solos debido a la pérdida de su cónyuge, otros miembros de la familia o amigos. A menudo puede parecer más fácil omitir una comida que preparar la comida para una persona, pero esta no es una opción saludable. Cuando sea posible, convierta sus comidas en un evento social y comparta con amigos o familiares. En pos de una buena alimentación, siempre será preferible mantener la hora de la comida como una parte agradable del día en lugar de una tarea rutinaria propiamente tal.

 

¿Preocupado por los hábitos alimenticios de un ser querido?

El primer paso es identificar cualquier cambio en el apetito, peso o estado de ánimo de su ser querido. Si su ser querido se siente deprimido es menos probable que tenga apetito. Le recomendamos consultar con un médico de inmediato sobre cualquier problema de salud que pueda estar relacionado a la alimentación. En este link usted podrá encontrar algunos ejemplos con sugerencias de menús saludables.

Cuidadora de adulto mayor

Hay muchas maneras de ayudar a un ser querido a mantener una dieta saludable. Si es necesario, nuestro equipo de cuidadoras puede ayudar a su ser querido al momento de preparar comidas saludables, todo esto en buena compañía y con la seguridad de que se encontrará en las mejores manos.

Alimentación saludable adultos mayores

Alimentación saludable para adultos mayores
Compartir este artículo

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

WhatsApp Contáctenos vía WhatsApp

Cuidadoras y Enfermeras a Domicilio 24 hrs